Karina Velasco

Morena blinda a Salgado Macedonio

Este lunes 15 de febrero, el partido Morena tuvo la desfachatez de registrar a Félix Salgado Macedonio como candidato a la gubernatura del Estado de Guerrero pese a ser acusado de violación.

Las quejas fueron realizadas ante la Comisión Nacional de Honestidad y Justicia (CNHJ) de Morena, pero los esfuerzos fueron en vano ya que se desechó la denuncia contra el ruin agresor…

Tremendo guantazo de impunidad contra las mujeres víctimas de Salgado Macedonio quienes depositaron su esperanza en una falsa izquierda progresista representada por la Cuarta Transformación.

El partido que se asume como “impulsor del feminismo” pero que demuestra ser un gran simulador auspiciado por las élites más rancias del conservadurismo… eso es Morena.

Es un requisito indispensable transpirar misoginia y ambición desmedida de dinero en aquellos “luchadores de izquierda” para poder escalar hacia la punta de la pirámide gubernamental.

¿Por qué el presidente Andrés Manuel López Obrador, permite que el movimiento que le permitió llegar a la silla presidencial, sea hoy manchado por el lastre criminal de Félix Salgado?

Como respuesta:

El pacto patriarcal tiene atravesadas a las instituciones de gobierno y AMLO es parte del patriarcado.

¡Qué esperaban del mandatario que cerró los refugios para las mujeres víctimas de violencia para destinar mayor presupuesto a los estadios de béisbol!

Pero el fuego de la justicia arde en la sangre del movimiento feminista que según advierte: no permitirá que el rostro de aquel violador aparezca en la boleta electoral.

De ser necesario han dicho: “quemaran el país entero”, no bajarán la cabeza ante el opresor, no son como las mujeres de antaño que permitieron ser pisoteadas.

Asimismo, militantes de Morena que sí son congruentes con los estatutos en defensa de los derechos humanos, amenazan con renunciar tras la candidatura impuesta de Salgado Macedonio.

Esta semana veremos si aquellas militantes cumplen su promesa…

¿En qué acabará esta afrenta no solo contra las mujeres agredidas por ese fósil vomitivo de apellido Salgado si no contra todas las mexicanas y la procuración de justicia asfixiada de impunidad?

Espero que no a favor de Macedonio ni de sus cómplices; ojalá se pueda echar para abajo su infame candidatura; ojalá se libren las mujeres guerrerenses de que un violador desgobierne su entidad.

Finalizo con esta frase apropiada para el tema del gran autor griego Sófocles: “Un Estado donde queden impunes la insolencia y la libertad de hacerlo todo, termina por hundirse en el abismo”.

Deja un comentario