“Destapes”, una pachanga

Por Arturo Ríos Ruiz 

*Monreal, entró como calcetín 

*Ojo, al zacatecano 

“Ya se soltó la caballada”, frase que se atribuye al general Porfirio Díaz, cuando se enteró de que la revolución convocada por Francisco Ignacio Madero estaba desencadenándose como una tormenta sobre México. 

“La caballada está flaca”, expresó en 1975 el entonces cacique priista gobernador de Guerrero, Rubén Figueroa, sobre los precandidatos del PRI que pretendían suceder a su compadre Luis Echeverría. Hoy, cabe la frase para el montón de aspirantes morenos a sustituir a AMLO. 

Marcelo, Claudia, Tatiana, Juan Ramón de la Fuente, Esteban Moctezuma, ya se sumó por su cuenta Ricardo Monreal, al interpretar declaraciones de AMLO, en el sentido de que los dirigentes parlamentarios también cabían entre los “Destapados”. Hay otros alborotados que, por su ínfima imagen, ni merecen ser apuntados. 

Sobre el comentario de López Obrador de que los líderes parlamentarios morenistas también eran piezas clave en el juego de sucesión, Monreal se alegró: 

“Soy coordinador parlamentario, creo que quepo en esa reflexión y le agradezco al presidente, soy un poder aparte, independiente, pero obviamente mi gratitud y mi reconocimiento, bastaba más, una palabra del Superior muy fuerte”, precisó. 

Entre los destapados, se reducen a cuatro los que en realidad tienen la congruencia: Por el clásico dedazo, Sheinbaun, que goza de la gracia de AMLO, son muchos afectos en torno a ella, el más notable es la suspicacia conexa a un caso familiar, su fragilidad, dependencia total y sería su extensión en el poder. 

Los otros tres son Marcelo Ebrard que arrecia sus aspiraciones, El doctor Juan Ramón de la Fuente y Monreal: éste último es quien merece atención por su postura un tanto cuanto audaz, medida meticulosamente. Vamos a unos ejemplos: Podría ser otra patraña del presidente que a todas luces quiere repetir. 

El senador zacatecano descalificó la encuesta para elegir al candidato de Morena en 2024, y desaprobó una sucesión adelantada, anuncio de Mario Delgado y ello implica una postura apartada de la 4T; critica sucesión lanzada, consideró que había que esperar los tiempos, para no incurrir en campañas anticipadas ni en violación de reglas. Ya hay eventos intrépidos, como los gritos de “Presidenta, presidenta en actos públicos de Claudia. 

“Voy a estar en la boleta en 2024, espero estar con Morena y con el Presidente López Obrador” dijo Monreal: hay dos elementos importantes que encierran sus palabras: que desea ser candidato del partido oficial, pero queda en el aire que, si no es así, podría aparecer el otro órgano político. 

A menos que se conforme con el Gobierno de la ciudad y se alíe con Marcelo, hay señales que son mancuerna, con sus 60 años y esperar a cumplir los 66 para la próxima. Todo puede ocurrir.  

rrrart2000@hotmail.com y Facebook  

Deja un comentario